cartel-exposicion-cine

El dolor de Cristo crucificado golpea en lo más profundo la conciencia de los hombres. Su humillación y sacrificio conmueve el corazón de los fieles.

La Semana Santa nos muestra, entre otras muchas, expresivas imágenes procesionales de Jesucristo en diferentes momentos de su vida: desde ser ensalzado a su entrada en Jerusalén, a ser insultado, despreciado y condenado, hasta llegar a la ignominia del Calvario, donde es ajusticiado en la Cruz por el odio, el rencor y la hipocresía, que ocultan la verdad limpia y clara de su Palabra.

Todas las Bellas Artes, como la música clásica, coral y popular, la escultura, la pintura, la poesía, la literatura, el teatro y el cine, han realizado a lo largo de los siglos relevantes obras dedicadas a plasmar la figura del Señor.

El Cine, conjunción de todas las artes, ha reflejado fielmente la Pasión de Cristo en numerosas ocasiones, aportando el potencial de medios técnicos y artísticos que ofrece esa gran industria desde que, en 1897, los Hermanos Lumière realizaron en Francia la primera versión de la Pasión.

La figura de Cristo es la que más veces se ha llevado a la pantalla con más de 160 producciones, algunas realmente espectaculares, que han quedado como un valioso legado histórico y cultural para la Humanidad.

Agradezco a la Junta Coordinadora de Cofradías el honor de colaborar con ella de nuevo, en este caso con motivo del XII Encuentro Regional de Cofradías Penitenciales de Aragón.

Organizada en tres apartados: LA BIBLIA, VIDA Y PASIÓN DE CRISTO y PRIMERA ÉPOCA DEL CRISTIANISMO, en esta exposición les ofrezco una selección de carteles míticos de las películas que han narrado “La Historia más grande jamás contada” en los últimos dos mil años.

Antonio Latorre

 

Be Sociable, Share!